PREPÁRATE TU ACEITE AROMATIZADO DE ROMERO Y AJO

 ACEITE AROMATIZADO DE ROMERO Y AJO

aceite-aromatizado de-romero-y-ajo

 

Aprende a preparar aceites aromatizados para tu cocina. Hoy, aceite de romero y ajo.

En esta publicación os vamos a enseñar a dar un toque de sabor y aroma a los aceites con plantas aromáticas y de este modo realzar todo el sabor de vuestros platos: ensaladas, verduras, carnes o pescados. Los aceites aromatizados son muy típicos de la cocina mediterránea y muy fácil de preparar en casa. Sólo se necesita mezclar el aceite con la planta elegida, dejar macerar un tiempo, colarlo y ya está listo para su uso. Con este proceso de maceración el aceite, además de adquirir el sabor de la planta aromática, adquiere también sus propiedades medicinales. En este caso el romero es estimulante y digestivo y el ajo, la joya de nuestra cocina, un potente antibiótico natural y antioxidante.

Hay muchas variedades para preparar estos aceites aromáticos. Con cualquiera de ellas darás un toque diferente de creatividad en tu cocina, que sorprenderá a familiares y amigos. ¿Te animas? A continuación tenéis los ingredientes y su sencilla elaboración.

Ingredientes:

  • Aceite de oliva virgen extra.
  • 3 o 4 ajos.
  • Ramitas de romero fresco.
  • Bote de cristal.

Preparación:

  • Lavar el romero para eliminar posibles restos de arena, polvo, … y dejarlo secar al sol. 
  • En un tarro de cristal añadir 3 o 4  ajos cortados en rodajas. Si os gusta mucho el sabor a ajo podéis incorporar más cantidad.

aceite aromatizado-de-romero-y-ajo-

  • A continuación incorporar las ramitas de romero. Hay que tener cuidado de cubrir todo el romero con el aceite de oliva y que no quede ninguna rama fuera del aceite. En caso contrarío podría coger moho y estropearse.

aceite aromatizado-de-romero-y-ajo

  • Dejar macerar durante 30 días en un lugar fresco (pero no conservarlo en la nevera) y protegido de la luz. Agitar el bote de vez en cuando y comprobar que no hay ramas fuera del aceite.

aceite aromatizado-de-romero-y-ajo

  • Pasado ese tiempo filtrar y colocarlo en una aceitera de cristal. Podéis incorporar una ramita de romero (o de la planta aromática que hayáis elegido) a modo decorativo.

 

Recomendaciones:

  1. En el caso de que os parezca que tiene mucho o poco sabor al esperado, podéis ir cambiando las cantidades en la próxima maceración. ¡Sobre gustos están los colores!
  2. Si os gustan los aceites con sabores probad a elaborar esta sencilla receta y luego ir probando con otras plantas aromáticas.
  3. Esto mismo lo podéis preparar con vinagre. Son preparaciones muy fáciles de hacer en casa.
  4. A continuación os dejamos algunos ejemplos de plantas aromáticas, que también podéis combinar pues la mayoría de ellas tiene propiedades digestivas:
  • Romero: estimulante y digestivo. Va muy bien con recetas de carne y también con verduras y legumbres
  • Ajo: antiséptico, antioxidante, mejora la circulación.
  • Salvia: estimulante, antiséptica y digestiva. Se puede combinar perfectamente con el romero. Combina muy bien con el pescado
  • Tomillo: estimulante, antiséptico y digestivo. Probadlo en todos vuestros platos de cuchara y también con la carne.
  • Albahaca: digestiva. Muy apropiado para ensaladas, pastas.
  • Orégano: sedante y antiséptico.
  • Canela: antiséptica y digestiva. Combina muy bien con el clavo.
  • Clavo: antiséptico, digestivo y tonificante
  • Laurel: antiséptico y digestivo
  • Menta: tonificante y digestivo
  • Pimienta negra: tonificante y digestivo
  • Guindilla: estimulante y vasodilatadora.
  • Hinojo: carminativo, digestivo.
  • Cilantro: antiinflamatorio y antibacteriano
  • Estragón: digestivo y depurativo.

Si os ha gustado la publicación y creéis que puede ser interesante para otras personas, os animamos a que la compartáis. ¡Muchas gracias y hasta la próxima publicación!

Anuncios